6 de marzo de 2012

Luces Rojas

Disfrutar del regreso de un Robert de Niro en estado de gracia y teniendo como réplica a Sigourney Weaver es algo que no se ve todos los días.
Sumadle dosis de terror, misterio, suspense y una historia que te engulle mucho antes de los créditos iniciales. Eso y más es Luces Rojas (Red Lights), la nueva propuesta de Rodrigo Cortés (su anterior hazaña era un deseo popular : enterrar vivo a  Ryan Reynolds )

Rodada entre Toronto y Barcelona (afortunados aquellos que lo visteis en un restaurante, de cuyo nombre no quiero acordarme), la nueva propuesta de Cortés nos sitúa en el regreso -tras años de silencio mediático- de un supuesto mentalista/psíquico/vidente AKA (o al menos en tierras wasaberas) magufo. Este en concreto, es un mezclum de varios hombres de pandereta que a buen seguro sabréis reconocer.




Como ya sabréis, nuestros amigos los magufos tienen una fórmula que se podría reducir a lo siguiente: Deja que una persona ignorante/ enferma/ discapacitada o con serios problemas personales o económicos (con una opción ya es suficiente) se acerque  a ti. Ofrécele cierto consuelo y coméntale -gracias a tus métodos adivinatorios- de su futuro a cambio de su jugoso dinero. Eso es un magufo. Pueblan  la televisión, la prensa, hacen espectáculos obrando milagros y curaciones... Y aunque su único oficio es la estafa y lucrarse de la charlatanería, nadie toma cartas en el asunto.
Pero...¿Cabe la posibilidad de que alguien tenga habilidades extrasensoriales? ¿Y si hubiera vida más allá de la muerte?






Para descubrir si hay fénomenos que pueden ser de naturaleza inexplicable (sin aires de  fraudulencia) tenemos a la profesora Margaret Matheson (Weaver... Envejecer con dignididad en el star system tiene tu nombre, el de Meryl y el de Susan Sarandon) y su ayudante Tom Buckley (interpretado por Cillian Murphy, aquel que te da ganas de irte corriendo cuando sonríe), dos personas que con sus heridas del pasado y un fuerte resentimiento  arrojarán bastante luz sobre el desolador mundillo paranormal actual.

Más cercana a Concursante que a Buried (seré una tumba y una fuente de discreción) Lujas Rojas no pretende ser una película que se posicione o juzgue. Formula preguntas, expone situaciones que han podido estar inspiradas en hechos reales (buen trabajo por parte de los documentalistas) y, por encima de todo, logra confundir y entretener  con un tono muy cercano a los espectáculos de ilusionistas tipo Copperfield o del patrio Anthony Blake.






Nos quedamos con el inicio de la película, cuando la profesora Matheson presta atención a cualquier detalle... y resuelve el primer caso del que seremos testigos; con todos los momentos en los que aparece De Niro en un actitud soberbia, solemne y mesiánica con esa prepotencia que solo él sabe hacer creíble y que ha recuperado para este papel.

Es cierto que De Niro recuerda  tanto a ilusionistas como a seres de otra calaña  y que la película contiene guiños a Hitchock y por ello está siendo comparada, además con el estilo Shymalanero (yo no estoy de acuerdo, el indio es más tramposo y previsible... ¡Ah! Última hora en la Wasabi Manor... Acaba de finalizar el rodaje de su última peli en Costa Rica... No sé yo si le va a ir muy bien, que le vaya bonito en el montaje, por lo menos), pero a riesgo de equivocarme, Luces Rojas solo pretende entretenimiento y lo dota de bastante calidad.






Si seguimos repasando el casting nos encontramos a una hermana Olsen (a la tercera va la vencida, las otras dos eran el simulacro),  la rubia de Nip/Tuck (que necesita dos potajes, igual que yo un mes de vacaciones en Bali) y alguna cara reconocible... hasta  llegar a Don Leonardo Sbaraglia, que interpreta a un personaje secundario que  los amantes de lo inexplicable y lo divino verán con buenos ojos, eso si, en metálico para poder tener línea directa con el más allá y con los milagros habidos y por haber.

No vamos a decir mucho más ni a estropear el factor sorpresa, solo decir que tanto a Roswell como a mi nos ha gustado mucho y nos lo pasamos muy bien divagando e intentando desentrañar el argumento.
Puede que el final no acabase de gustarnos mucho, pero tampoco nos pareció algo de vital de importancia.

Esperemos que de De Niro no vuelva a comedias de mierda, que Sbaraglia  tenga suerte en yankilandia y que  Cortés siga trabajando.


Ahora si : Con ocho wasabis levitantes y el trailer, desaparecemos chistera en mano.











12 comentarios:

HateLove dijo...

Ocho wasabis??? Estas generosa, eh!!!

Para mí el final si que fue de vital importancia, y le resto muchos puntos a una película que hubiera disfrutado mucho más si no me hubieran intentado tomar el pelo.

Yo por mas que intento desentrañar el argumento no consigo encontrarle el mas mínimo hilo que lo sustente con un poco de coherencia y no subestime la inteligencia del espectador.

En fin que yo metería los últimos minutos de la película en tu chistera y los haría desaparecer…

Saludos!!

Marta Trivi dijo...

Tengo muchas ganas de verla pero con tantos comentarios sobre el final...me da miedito...(pero el 8 me anima...) ains...no se que hacer

Sidhe dijo...

Recordad que mis wasabis y yo si algo no tenemos es credibilidad ni objetividad jajaja. Son ocho wasabis por hacérmelo pasar como una enana :).

Con el final tienes razón HateLove, da la sensación que alguien se puso nervioso intentando poner el colofón, pero en su conjunto, Luces Rojas con sus escenas de sucesos explicables e inexplicables -¡y los pajarracos!- me ha dejado muy buen sabor de boca. No me puedo quitar de la cabeza el momento a lo telepredicador milagroso de Sbaraglia...

¡¡Saludos!!

Roswell dijo...

A mí la nueva de Cortés, sencillamente, me ha suliveyado.
No hagáis caso de las luces rojas y circulad camino al cine, amigos (festival del humor).

El repaso que le dan al mundo magufo, incluyendo a nuestro psicomago favorito, es absolutamente GENIAL. Definiría el punto de partida como una mezcla de Scooby Doo y Expediente X.
No es una película perfecta, y, la verdad, yo no esperaba que lo fuese. El final no me parece tan malo, y para nada creo que la peli se pitorrée de nuestra inteligencia, pero, en fin, para gustos...

Un muy necesario recordatorio a las legiones de gente que en estos días inciertos (en que vivir es un arte) se lanzan a los brazos abiertos del maguferío (cómo me gusta la palabreja).


Saludos, y benditos seáis todos en el nombre de Yahvé.

Susan lenox dijo...

Tengo que ir a verla aunque solo sea por Bobby de Niro, pero la peli
promete, espero que no sea el típico bodrío a lo que nso tiene acostumbrados ultimamente.

Lulu dijo...

Cuando vi el trailer me llamó la atención, ese rollito de la Casa Infernal de Richard Matheson (ejem, Sigourney)/Friker Jiménez de ciencia vs. parapsicología tenía buena pinta, pero luego la gente me ha dicho que nanai. No sé qué hacer, al final esperaré al dividí...

Por cierto, acabo de fijarme en Sandro Rey aquí a la derecha... qué grande!

Enrique Hormigos dijo...

...esa especie de Iggy Pop de la para anormalidad.

Pues yo voy a ir a verla, aunque solo sea porque hace años, buscando un proyecto económico que nos sacase de la mendicidad, unos colegas y el medium que os habla, pensamos en montar un negocio de videncia telefónica; teníamos ya repartidos los papeles en función de cada una de nuestras espeluznantes personalidades, y aquello prometía ser la hostia (si no de rentable, sí de divertido).

Lamentablemente, poco después conseguimos empezar a integrarnos en la sociedad, el que iba a hacer de vidente argentíno se echó novia (quien si no) y dejamos correr la cosa.

Aunque a veces me sigo preguntando si no meteríamos la gamba.

Pero claro, siéndo la mierda de adivino que soy, cualquiera sabe.

Roswell dijo...

Oh, sí, el gran Sando Gay, al que en la Wasabi Manor se le conoce como "el padre de Mario Vaquerizo".

Joder, Enrique, lo que se ha perdido el mundo...


Saludetes a todos... y, recordad: ¡la verdad está ahí fuera!

Ramírez. dijo...

(1) El director Rodrigo cortez me gusto mucho cuando salio en el programa el Hormiguero (2) que fuera Robert De niro el que quisiera salir en la película tras leer el guion y viendo el trailer (3) tengo unas ganas enormes de ver esta película. un saludo.

Jon R. R. dijo...

A mí no me la dieron con queso. Con lo que me gusta "Buried" y sin haber visto "Concursante" pero sí "Emergo" (peli que escribió Cortés pero no dirigió), esta me ha decepcionado mucho. ¡Uff lo que me aburrí! Y me provocó sueño, y por ahí no paso...

J.F. dijo...

Ke ganas de verla!!!

GOLONSEGUS dijo...

Estuve el sabado viendola, y me gustó , toda la peli en tensión...!
algún susto y también unas sonrisas.
Gracias a Sidhe y a Roswell , pasé una buena tarde!
Besitosss.